travel




miércoles, 22 de octubre de 2008

EL REFERI PARA MERLO

En este torneo Fernando Echenique dirigió en total 7 partidos, de los cuales el local ganó 1, empataron 4 veces y ganó el visitantes en 2 oportunidades. Sancionó 2 penales, 1 para el local y 1 para el visitante. En estos partidos, expulsó a 2 jugadores, todos visitantes.

En la temporada anterior en Primera B dirigió 28 partidos, 7 veces ganó el local, 10 empatados y 11 ganados por el conjunto visitante. Cobró 7 penales (3 locales y 4 visitantes) y expulsó a 10 jugadores (8 locales y 2 visitantes).

Alejandro Tevez. La Voz del Hincha Mirasol.

SOCIO FOR EXPORT

Nos llena de orgullo que desde nuestro blog hicimos el primer socio Internacional de Almirante Brown y es Brasileño se contacto con nosotros y por correo hicimos el trámite la comisión directiva colaboró para que se pueda cumplir el sueño de este Brasileño que se enamoró del Mirasol cuando estuvo en Argentina y quiere ayudar al club y ya empezó teniendo pagas todas las cuotas hasta noviembre del 2009 lo prensentamos el es Thiago Bachiega de Campinas San Pablo Brasil Socio Nº33650-59885 Felicitaciones por esta linda locura que es ser hincha Mirasol.



Gustavo A. Daher. La Voz del Hincha Mirasol.

HISTORIAS, AMISTAD CON SARMIENTO


LA AMISTAD CON SARMIENTO
Todo empezó el sábado 29 de noviembre de 1975 en cancha de Newell’s Old Boys, cuando por la segunda fecha del Torneo Hexagonal de ese año jugaron en ese estadio Almirante Brown ante Sarmiento de Junín. El partido culminó 1 a 1 con goles de Atondo, para Sarmiento y Avalos para la Fragata. Pero lo curioso ocurrió cuando la hinchada de Almirante se iba del estadio y los esperaban los hinchas de Sarmiento. Cuando se produjo el encuentro, hubo un pequeño diálogo ente “Rubena” Sosa, “Ropero”, “Manopla” y otros “capos” de la barra con los “barras” de Junín e inmediatamente se sucedió el grito de “Sarmiento y el Brown, un solo corazón”.
Los hinchas habían acordado esa amistad que quedó refrendada años más tardes con un intercambio de banderas y camisetas y fue tal la onda que se generó entre ambas parcialidades, que después, en cada partido en el que Almirante Brown jugaba cosas importantes, los muchachos de Junín bajaban a Buenos Aires para sumar su aliento, y viceversa.
Por suerte, es una amistad que aún hoy perdura y que se ha fortificado con el correr de los años, a tal punto que no hay enfrentamiento allá o acá, en que los simpatizantes más caracterizados se junten para compartir un asado y afianzar esa unión de las hinchadas que ya lleva más de 30 años.

Alejandro Tevez. Fuente:Libro "Almirante de mi Vida" autor: Carlos Correa.
La Voz del Hincha Mirasol.